TESTIMONIOS  ( 26)

 

MAS HISTORIAS DE VIDA

 

ALEJANDRA RUTTENBERG

 

 

 

 

 

 

Hola, me llamo Alejandra, tengo 30 años y estoy buscando a mis padres biológicos.

Supuestamente nací en Quilmes, Bernal y fui anotada un 20 de Septiembre de 1976 como hija propia de mis padres de crianza.

Mi hermana, -también adoptada-, me comentó hace unos años que en una oportunidad, escucho a mi padre decir que en realidad había nacido unos días antes del 20.

En la partida de nacimiento figura el apellido de la partera, pero no es legible...además de ser el apellido de casada, lo cual dificulta aun más la búsqueda.

He ido a Abuelas de Plaza de Mayo donde me han hecho un ADN hace 7 años aprox. De ahí no he tenido noticias, y en un primer momento los análisis habían dado negativo.

En su momento cuando hable con mi madre, me dijo que no sabía nada de mi familia biológica. Tampoco le mencione que quería buscar a mi familia de origen.

Es importante conocer las raíces, y verse reflejado en alguien.

No tengo rencores, ni reproches que hacer...Sólo conocer o saber quienes fueron mis padres, con una foto de ellos me conformo! Aunque desearía tener la suerte de encontrarlos y a lo mejor la chance de poder hablar con ellos.

Pero sea como sea, no hay ningún interés de por medio más que el de saber, como de quien tengo la boca, nariz, etc. Algo tan simple como eso  pero que yo desconozco.

Tengo que decir también, que tuve la suerte de que me adoptara una buena familia, a la cual le estoy muy agradecida, porque gracias a ellos hoy estoy acá con todo lo que soy. Con nuestros problemas como cualquier padre con sus hijos.

Perdí a mi papá hace muy poco, y digo que lo perdí porque así lo siento, no solo falleció, también lo perdí. Fue un gran padre y una excelente persona a la cual adoraba con el alma! Y hoy siento que una parte de mi se fue con él también. Teníamos nuestros problemas como todos pero yo se que el me amaba tanto o más que yo a él.

No se bien adonde acudir, y como continuar con mi búsqueda!

 

Si alguien me puede dar una mano lo agradeceré con toda el alma.

Y si a alguien le llama la atención algún dato por favor escríbanme a  mi dirección de mail: alejandrarut@yahoo.com.ar

 

Muchas gracias y suerte a todos en su búsqueda!

 

 

DIONISIO MEYER

  

 

 Mi partida de nacimiento dice que nací el 12 de septiembre de 1972 en Bahía Blanca (estoy por cumplir 35).

A los 8 o 9 años me dijeron que era hijo adoptivo, que mi madre biológica había muerto en el parto.

Y a los 34 años, cuando me propongo obtener otros datos sobre mi llegada al mundo, -simplemente para poder contárselo a mis hijos-, y con mi madre adoptiva fallecida, descubro que mi “adopción” no fue tal, fue ilegal y que me encuentro inscripto como hijo propio de mis padres de crianza.

Mi padre adoptivo me dice, ahora, que mi madre biológica en realidad no murió, sino que me abandonó y que regresó a Río Negro.

Ahora bien ¿cuál es la verdad?, porque hablamos de dos historias muy distintas y posibles.

Pongamos las cosas en claro: mi "madre" fue la que me adoptó, me crió y dio todo por mí, pero eso no quita que tenga la necesidad, como muchos de los que escriben a esta página, de conocer mis orígenes biológicos. Es una necesidad interior, difícil de explicar para quien no lo vive, pero legítima y con derecho a ser respetada.

Ojala algún día pueda saber algo sobre esa parte de mi historia que no conozco.

Lo lamentable es que mi familia adoptiva, no sólo no me ayuda sino que, además, relativiza mi interés y hasta me desalienta, diciendo: "si vos ya tuviste mamá, dejá de perder el tiempo".

Tal vez, la tardía pista aportada de Río Negro pueda servirme para orientar la investigación y por qué no, que algún tío, primo o hermano pueda contactarse conmigo.

 

Augusto Dionisio Meyer

augustodmeyer@yahoo.com.ar

LOURDEZ GONZALEZ

MI PAPA

YO

Hola. Mi nombre es Virginia Gonzalez Villalba, vivo en Estados Unidos y estoy buscando a mi padre biológico.

El se llama Timoshenko Gonzalez García, y nació el 16/10/1943 en Montevideo, Uruguay.

Se que el vivía en España, yo estuve con el allá en 1997.

Después por razones personales regresé a Uruguay, y desde ese entonces no supe más de él.

También se que sus hermanos, mis tíos, viven en Argentina; pero tampoco se de ellos.

Deseo y Necesito encontrar a mi papá.

 

Por favor si alguien sabe algo de él contácteme.

 

Mi mail es: victoria_madrid2002@hotmail.com

Mi tel es: (561) 201 87 09

 

GRACIAS.

 

SUSANA CHINNICI

Hola, me llamo Susana Chinnici, (2007) tengo 52 años y esta es mi historia:
A la edad de 9 años, descubro por la libreta de casamiento de mis padres adoptivos que somos tres hermanos adoptados; y no dije nada a nadie. Lleve sola ese dolor hasta que me casé, en el año `71.

Cuando fallecieron mis padres adoptivos, comencé a averiguar, y en Tribunales saltó mi verdadero nombre.

Fuimos adoptados en un colegio de Moreno en el año 1957, se llamaba Mercedes De las Salas Riglos. Mis padres, -Santos José Chinnici, y Rosa Maria Góndola-, habían ido para adoptar un varón, y cuando se enteraron de que éramos tres hermanos, no nos quisieron separar.

Nuestra infancia fue feliz, pero mi corazón siempre sintió algo raro.

Cuando nos adoptaron nos cambiaron el nombre, mi nombre biológico era Susana Dora Abalos y me lo cambiaron por Clara Susana, el de mi hermana Clara Beatriz por Nora Beatriz, y el de mi hermano Juan por Juan José.

Según leí en Tribunales mi hermana y yo nacimos en la Ciudad de Córdoba y mi hermano en el Hospital Churruca; el nombre de mis  padres biológicos por lo que pude averiguar es: Alberto Abalos y Elba Bayres, Vayres, Baires o Vaires.

El apellido de ella no estaba muy claro, se supone que era una mujer muy joven, que vivía en la ciudad de Maipú, Provincia de Bs. As., y  nos dejó en aquel colegio Riglos.

Esos son los únicos datos que tengo de ellos.

En la familia de mis padres adoptivos, ya les pregunté a todos y nadie sabe nada.

 
Se que Dios no nos va a abandonar en esta Búsqueda de la Verdad.
Si alguien tiene algún dato para aportar, se los agradezco de corazón.

 

Mi correo es Clarsu_tech@hotmail.com

Mi teléfono es (011) 4766-3663 

Y el de mi hermana es 4733-9087.       

 

Muchas Gracias y que Dios los Bendiga!

JUAN ALARCON CORDOBA

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 


 

      

 

 

 

 

 

 

 

Hola que tal a todos. Dios los bendiga. Mi foto cuando bebé.

 

Esto es lo que se de mi identidad.

Nací en Capital Federal el 03 de mayo de 1972, me pusieron de nombre Ricardo Sebastián de la Cruz, el apellido serian dos las opciones: Zalasar o Selarayan, esto es según datos de mi DNI de los cual fue quemado para no dejar rastros.

Mi madre habría sido una persona muy joven, de tes blanca, creo que colorada, oriunda de Chaco, Misiones, o Entre Ríos. Ella vivía en Capital Federal -por la zona donde están las joyerías-, en un hotel de unos gallegos; allí residíamos.

Dicen que ella me dejaba solo junto a otro hermano que tenia, yo era el mas pequeño. Ella salía a prostituirse para poder mantenernos, pero el tiempo de nosotros era de pura soledad, a la deriva de Dios hasta el regreso de nuestra madre; a mi me medicaba con dimabal para que durmiera mucho tiempo y molestará poco.

Hasta que una mujer llamada Marta Agustina Alarcon sintió mi llanto y me descubrió, todo sucio, oloroso, muy flaquito, mi cola muy escaldada; y ahí comenzó mi gran safari por la Argentina.

Marta al verme me pidió a mi madre y fue cuando ella me entregó; con DNI  a los 17 días de vida. Para que esa señora me criara.

Aterricé entonces en la provincia de Tucumán.

Esta mujer Marta me llevó a la casa de sus padres dos viejos divinos.

Ellos me reconocieron como hijo propio, y me llamaron Juan Omar Alarcon Cordoba, .fue todo fantástico.

Yo tenía un pequeño problema en los dedos de  mis manos. Mis tendones eran cortos y los huesos totalmente endurecidos, digamos que era inútil para algunas cosas. Me debían operar; ya estaba todo organizado en el hospital Militar, por un hermano militar ya fallecido.

Unos mese antes de esto mi madre me llevo a una iglesia evangelista donde conocí al señor Jesucristo. Fue tan grande el milagro que no hubo necesidad de ninguna operación, hoy soy un hombre normal desde aquel día que dios me salvó.

Pero me dejo una prueba más grande.

Fue a los 20 años por un problema familiar, por defender a mi madre del corazón, ella Marta desencadenó lo peor.

Me dijo que no era de su sangre, que era un podrido, que le debía la vida; que gracias a ella estaba vivo, ya que mi madre me habría matado con los medicamentos; que ella era una prostituta y no me quería; y por eso estaba con ellos.

Eso fue lo mas desencadenante para mi, nadie tenia palabras ni miradas para ver con la frente en alto; en aquel momento estaban a mi lado mi esposa y mis dos hijos, Matías y Lara. Hoy tengo cinco hijos.

Pero esto no termino allí, descubrí que Marta era prostituta, que ella fue compañera de mi madre, y que mi madre no me había querido  entregar, sino que esta mala mujer me saco con DNI, cuando mi mamá había salido.

Cuando Marta me lleva a Tucumán, al tiempo fue detenida por la policía federal, pero como la familia tenia poder pudo safar.

También supe que un hermano me había estado buscando y la familia del corazón me escondió, sin que yo pudiera sospechar.

En la actualidad tengo 35 años, una hermosa familia, y un negocio.

Una excelente esposa, ella es docente, y gracias al poder del señor yo soy pastelero.

Pero lo triste es que esta familia que me crió, desde aquel entonces hasta hoy esta quebrada en diez. A tal punto que Marta, esta muy mal conmigo, me desea lo peor para mí y los míos; y en varias oportunidades ha tratado de lastimarnos.

Es tal su odio que ha recurrido hasta la magia negra para lograrlo.

Pero yo no tengo miedo, se que Dios nos protege, no estamos solos.

Es ella quien debe temer por su maldad... y el daño que hizo.

 

Elevo una oración por ella, por todos nosotros, y por nuestras familias biológicas y del corazón; que nuestro padre se apiade de nosotros y derrame su misericordia dándonos luz sobre nuestras vidas. Y que aquellas madres que ven estos mensajes y no tiene el valor de darse a conocer, o decir la verdad, piensen y abran su corazón, diciendo acá estamos.

Solo diciendo la verdad seremos libres de nuestro pasado.

Por eso les pido a todos los que lean esto transmitan este masaje,  no solo la información de la historia, sino el pedido a Dios.

El sabe de nuestro dolor y nos dará ayuda.

 

Desde Tucumán los saluda Juan Omar Alarcon Cordoba, mi esposa Andrea Veneziano, y mis hijos Matías, Iara, Agustina, Axel y Bautista.

 

MAIL: joab_34@hotmail.com

 

TEL.: 0381-4005451/  5434

 

 

 

MARILYN ZUMBO

 

La búsqueda.

 

El cuarto rosa adornado de muñecas y peluches quedó atrás. Sin embargo me acompañó durante cuatro meses. Luego recuerdo los dolores, la agitación el desconsuelo, y un poncho rojo comprado para ese momento.

Es la hora le dijo mi mamá a mi padre, y en un instante sin tiempo me sacaron de allí. El 22 de mayo de 1979, cuando me faltaban casi tres meses para cumplir 20 años, salí de mi casa Pichincha 141, rumbo a lo desconocido. Sólo sé que a esa hora jugaba Argentina, por eso para suerte de mi papá, no había nadie en la calle, el poncho rojo cumplió su función, ocultar la deshonra, para ellos los preocupados por el que dirán que se olvidaron de mí y de vos. Yo no supe que hacer para defenderte, escuchaba tus movimientos, y sentía alegría, creía que ibas a estar conmigo, soñaba que volveríamos juntas al cuarto rosa, al muro solemne del encierro. Pero no fue así. Ya lo habían  programado todo, probablemente en un café ubicado en Moreno y Pichincha.

 

El lugar era una casa antigua chorizo, en un rincón se quedaron ellos, y a mí me llevaron a una habitación vieja roída por el tiempo, una cama al lado de la pared me esperaba. No vi el rostro de la que hizo el negocio y se ocupó de todo, sólo recuerdo a una viejita a mi lado que me decía,-nena esto es normal porque cae como un fruto maduro, en cambio allí, en la otra habitación, lo que hacen es atentar contra la naturaleza-. Yo no entendía bien lo que me quería decir, porque los dolores, aumentaban y las ganas de verte también. Sé   que fue muy rápido,  y la viejita desobedeciendo a la partera te trajo a mis brazos, -es una nena hermosa- me dijo. Yo creí que tocaba el cielo con las manos, pero ese instante no duró mucho, porque llegó ella te sacó cruelmente de mis brazos y le dijo si estaba loca.

Más tarde, me llevaron donde estaban mis padres, el tiempo fue mi peor enemigo, no tenía fuerzas de gritar, ni de correr a buscarte, nadie nos ayudó. Apenas salimos de allí, observé que había llegado un auto importado, ellos te habrán llevado. Fueron afortunados al tenerte. Yo me quedé vacía, no tenía fuerzas para seguir. Me fajaron los pechos, y la leche que brotaba para vos se fue secando con el tiempo. Creí que la tierra me devoraba, soñaba encontrarte en cada llanto de un bebé, en cada sonrisa.

Y la doble culpa aumentaba, cómo les había hecho eso a mis padres, y cómo te lo hice a vos.

Seguí, todavía no sé como seguí, y a los dos años me casaron con él, tu papá, Daniel Ángel Sordelli. Había que restaurar la honra, pero más allá de todo había  amor, mucho amor, porque vos, mi chiquita fuiste fruto del amor.

Después llegaron tus hermanos…  Primero Vero, luego Cristian, y más tarde Maxi. Todos ocupan un lugar un mi corazón,  pero siempre vos fuiste la primera. La negada y tan amada. Nunca te olvidé. En tus hermanos te  sentía, te  veía, y pedía por vos todas las noches.

Hoy estoy cansada de no tenerte y te necesito, fueron muchos años sin vos. No sé dónde estás ni con quién, ni siquiera sé si sabes  todo esto, pero es tu historia y quiero que sepas que  siempre te quise a mi lado.

Ahora después de 28 años te busco desesperadamente.

Me privaron de tu amor y te privaron del mío, espero que no sea tarde.

 

¿Nunca te viste parecida a nadie? A tu hermana Vero, dos años menor que vos, varias veces la confundieron con otra persona cuando iba a bailar a  La France, en la calle Sarmiento, en Capital Federal.

¿Eras vos?

 

Tu Mamá.

María Antonia, “Marilyn”, Zumbo.

 

Si alguien sabe algo de esta historia, o cree reconocer algo de la misma, por favor contácteme.

 

Mi Mail: maryzumbo@yahoo.com.ar

 

Se reencontró con su hija, María Celeste Grillo
Hemos recibido la información de María Celeste, en Marzo de 2011.

 

 

JORGE GUSTAVO PEREZ

  

Mi nombre es Jorge Gustavo Pérez, vivo actualmente en Las Breñas, Chaco.

Tengo 33 años, nací el 11 de Septiembre de 1973 en Nagoya, Entre Ríos y viví hasta lo 6 años en La Paz (E. Ríos).

Me enteré poco a poco de mi adopción, aunque el “gran golpe” fue hace aproximadamente 5 o 6años. Es un poco largo de explicar…

Empecé a averiguar, lo sigo haciendo día a día, y lo seguiré haciendo hasta saber todo.

Mi padre adoptivo hizo y hace todo lo posible para dificultar mis averiguaciones, mi mamá no me puede ayudar ya que padece de Alzhaimer.

Soy hijo único pero dicen que tengo 12 o 13 hermanos biológicos.

Mi apellido sería Correa-Rodríguez, de Nagoya, Entre Ríos.

Mis hermanos vivirían en Santa Fe, la mayoría (varones), trabajando en tambos, y una hermana en Bs. As.  

Esta última habría estado hasta los últimos días con mis padres biológicos, ya que ellos murieron…

Hace unos días la encontré: vive en mar de Ajó, se llama Cristina, tiene 44 años.

 

Cualquier información la agradeceré con todo mi corazón.

Mi mail: guq_22@hotmail.com

 

Tengo algunas personas muy amigas que me están ayudando. Así supe que mi partida está mal, porque si bien está asentada en el Registro Civil de La Paz, no cuenta con la firma un médico (entre otras irregularidades).Estoy muy agradecido a RAIZ NATAL por la oportunidad que nos da a todos los que vivimos esta situación.

 

ALICIA MARIA DE SIMONE

Anotan como propio una hija ajena; los absuelve la justicia.

 

El juez Rómulo E. Dalmaroni, por la secretaria Fernández Lecce, ha absuelto libremente a la doctora Sofía Esther Efigenia Palma de Matkovic, de 29 años, médica; a Florencio De Simone, de 41 años empleado; y a su esposa Eva Irene Varela de De Simone, de 41 años, ama de casa, por el delito de supresión de estado civil de la menor Ana María Ocampo, hecho ocurrido en Berisso el 26 de agosto de 1962. En esa fecha, María Luisa Ocampo dio a luz aquella criatura en la maternidad y la anotó en el registro de ese establecimiento con el nombre de Ana María Ocampo. Al retirarse entregó la niña al matrimonio De Simone quien con un certificado de nacimiento subscripto por la doctora Matkovic, anotó como propia a la menor bajo el nombre de Alicia María De Simone.

El agente fiscal doctor Miguel de Elía dio por probado el delito de supresión de estado civil y solicitó para los tres implicados la pena de 3 años de prisión. A su vez los letrados defensores de la médica y el matrimonio pidieron la libre absolución de sus patrocinados al sostener que aún probando la actividad atribuida a los mismos ello no fue un acto imputable, puesto que no existió el propósito y la intención de causar perjuicio que es el requisito indispensable para que se configure el delito; por el contrario agregaron los esposos De Simone se propusieron beneficiar a la niña, a la que adoptaron como hija propia.

La doctora Matkovic al declarar expresó que si bien vio que un matrimonio fue a buscar a María Luisa Ocampo ignoraba lo que iban a hacer con la hijita de esta última. Respecto a la firma del certificado que según los peritajes era auténtica, la médica dijo que fue sorprendida en su buena fé pues realizó esa rúbrica automáticamente entre un montón de papeles similares relativos a otros nacimientos.

No obstante el descargo el juez dio por probada la intervención de la imputada, en la maniobra que se le atribuye, y a mayor abundamiento María Luisa Ocampo refirió que habiendo expresado su propósito de dar su hijita, se le apersonó la doctora Matkovic acompañada por un matrimonio que venía a buscar la nena asegurando que iba a estar bien cuidada. Admitió la madre que la entregó voluntariamente.

El magistrado concluyó admitiendo que todas las pruebas coinciden en demostrar que la madre soltera quiso desprenderse de la niña para buscar el bienestar de ésta.

También compartió la argumentación defensista, en el sentido de que no se perfeccionó el delito acriminado por estar ausente el propósito de causar perjuicio y al contrario se buscó beneficiar a la menor. En consecuencia es ininputable la actividad de la doctora Matkovic, en cuanto a los esposos De Simone estos admitieron haber tenido a la criatura en su poder para ayudar a la madre y hasta tanto esta consiguiera trabajo pero que no la registraron como hija propia.

Tampoco respecto a estos acusados admite el juez que haya existido el propósito de causar perjuicio, fue intención del matrimonio darle un hogar sano, nombre y protección a la niña, beneficiando no solo a esta sino a la propia madre. Vale decir  que tampoco encaja en este caso la disposición legal que reprime el delito de supresión de estado civil, por lo que se absuelve a los tres acusados.

 

(Aviso publicado el domingo 30 de octubre de 1966)

 

Esta es mi historia yo soy la bebé Ana María Ocampo que hoy (2007) tengo 45 años y es todo lo que sé de mi historia.

Mis padres adoptivos que para mi fueron lo mejor del mundo ya fallecieron y yo quisiera poder conocer mi pasado mi identidad, saber a quien me parezco, si tengo hermanos y de ser posible ver a mi mamá biológica, a quien tengo muchas ganas de conocer.

 

Si alguien la conoce o tiene alguna información sobre ella, les voy a agradecer me lo hagan saber.

Mi correo electrónico es aiangelmdp@yahoo.com.ar

Cel: 0223-155-173117

 

Gracias.

Alicia (que es mi nombre actual)

 

Alicia Irene De Simone

Mar del Plata 7600

 

 

ANTERIOR       INDICE DE TESTIMONIOS       SIGUIENTE